El pronunciamiento de la DT sobre si es legal combinar la jornada presencial con el teletrabajo


Ayer miércoles, la Dirección del Trabajo (DT) emitió un pronunciamiento con respecto a si es legal combinar la jornada presencial con el teletrabajo.

Esta es una inquietud que se viene dando dentro de las empresas, que buscan establecer si es posible combinar ambas modalidades en una semana. Un ejemplo de esto sería que un trabajador se desempeñe tres días a la semana de manera presencial de 9 a 17 hrs. y dos días bajo la modalidad de teletrabajo sin limitación de jornada.

Ante las dudas, la DT explicó que ambas modalidades no se pueden combinar en una misma semana. Según explica el dictamen, el concepto de jornada laboral se refiere a las horas que una persona se ocupa durante la semana.

Por esto último, el organismo señala que “resulta contrario a la interpretación armónica de la normativa establecer que, dentro de una misma semana, pueden convivir sistemas en que durante ciertos días el trabajador se encuentre sujeto a jornada laboral, y otros días no”.

No obstante, la DT aclaró que es legal que estas modalidades de trabajo se combinen siempre y cuando sea en semanas distintas.

“No existe impedimento para que, en el marco del teletrabajo, las partes acuerden que el trabajador labore determinados períodos sujeto a limitación de jornada y otros excluidos de dicho límite en la medida que la combinación de trabajo presencial se efectúe en distintas semanas”, explicó el organismo.

De acuerdo a esto, sería posible acordar en un anexo de contrato de teletrabajo, que una persona vaya a trabajar presencialmente a la oficina durante una semana bajo una jornada de 45 horas y durante otra semana se desempeñe vía teletrabajo sin limitación de ese horario.

Nuestra Confederación le solicitó a la DT que se pronuncie sobre la legalidad de los anexos de contrato que firmaron las y los trabajadores de los sindicatos afiliados a nuestra organización durante la pandemia y puso especial énfasis en la jornada laboral y en el derecho a desconexión.