Dirigentes de la Confederación Bancaria expresan su solidaridad con las familias de los presos políticos de la revuelta


El pasado lunes 30 de noviembre, los dirigentes de la Confederación de Sindicatos Bancarios y Afines expresaron su solidaridad con las familias de los presos políticos de la revuelta, quienes realizaron una actividad en la Cárcel de Alta Seguridad de Santiago para exigir su liberación y el fin de las medidas de aislamiento.

Nuestro Secretario General, Luis Mesina, manifestó en la actividad que “el gobierno está  transgrediendo y violando todos sus derechos al no permitir que sus familiares, sus madres, puedan estar con ellos, puedan visitarlos, puedan atenderlos. Es francamente inhumano lo que ha hecho el gobierno”.

En esa línea, Mesina señaló que “nosotros desde la Confederación de Sindicatos Bancarios vamos a dar paso a una campaña internacional en solidaridad a los familiares, a las madres y padres, y en particular para exigir la liberación de todos los prisioneros de la revuelta”.

La madre de Omar Jerez -uno de los jóvenes que se encuentra privado de libertad y sin contacto con otros prisioneros- pidió solidaridad con los presos y exigió su libertad.

“Le pido toda la ayuda a todas las compañeras y compañeros del mundo les pido ayuda, que se pongan la mano en el corazón y hagan campaña desde el extranjero para que nuestros niños salgan libres, porque son todos montajes”, manifestó.

Los familiares de los presos iniciaron, el pasado 27 de noviembre, un ayuno exigiendo que se termine con las medidas de aislamiento. Esta acción se extenderá hasta el 10 de diciembre que incluirá una gran jornada nacional de protesta.

Diputados de oposición, por su parte, anunciaron que presentarán un proyecto de indulto general para los detenidos durante el estallido social.