Trabajadores de HDI Seguros inician huelga

Este lunes 10 de septiembre, los 320 socios del Sindicato de Trabajadores de la Empresa HDI Seguros dieron inicio a la huelga como última instancia de un  árido proceso de negociación colectiva que iniciaron el julio con su empleador.

Tanto los dirigentes del sindicato como los trabajadores, sostienen al ser consultados que no querían la huelga, pero fueron empujados a ella por la poca disposición de la empresa a compartir las utilidades con quienes las generan. Tal es así que la última propuesta de la empresa no consideraba reajuste de sueldo alguno, siendo este un aspecto importante dentro del petitorio, puesto que desde el 2015, año en que HDI Seguros S.A (de capitales alemanes) adquiere a la Aseguradora Magallanes (de capitales chilenos), sus trabajadores no han tenido aumento salarial. La solicitud del sindicato consiste en un reajuste por rango de sueldo, que va desde un 6%, para las rentas de hasta 499 mil pesos; un 4% desde los 500 mil  a los 799 mil pesos, y sobre esa renta un 2% de aumento.

Otros puntos del petitorio son: extender el beneficio de ticket de alimentación que ya tenían los trabajadores provenientes de HDI Seguros, a todos los trabajadores; subir la asignación por hijo, que hoy día es de 1UF; aumento de la asignación para el cuidado del menor en el hogar y un bono de término de conflicto.

Las conversaciones con la empresa han sido infructuosas y contradictorias, según no cuentan la directiva sindical, con ofrecimientos en aspectos marginales, que no benefician a la generalidad de los trabajadores, y por el contrario, se observan intentos de dividir a la organización, como la condición que pone la empresa para mejorar la oferta en algunos puntos de hacer extensivos los beneficios a todos los trabajadores, no solo a los socios del sindicato que ha propiciado la negociación y han asumido los costos de estar organizados.

Según la normativa vigente, para hacer extensivos los beneficios de una negociación, el sindicato debe estar de acuerdo en ello, por lo que la empresa cae en una presión indebida poniendo esta condición para negociar.